Lavado de ropa

El blanco de la excelencia

La exigencia de la especialización

A diferencia de otros proveedores, con la especialización de Bugaderia L’Empordà en los servicios de lavado de ropa para hoteles, la exigencia de calidad de nuestros clientes en la higiene, el planchado, la blancura y el empaquetado es muy superior.

El hecho de no trabajar para el sector hospitalario ni industrial significa un compromiso total con la garantía de un lavado perfecto que asegura que la ropa, en ninguno de los puntos del proceso de lavandería, no se mezcla ni contamina con ropa de uso quirúrgico, cárnico, etc.

Para Bugaderia L’Empordà el lavado perfecto es aquel que limpia las manchas sin estropear la ropa, dejándola suave y con un grado de blancura excelente.

El lavado perfecto

Al objeto de garantizar la máxima calidad, enviamos muestras a analizar a laboratorios externos para determinar:

  • Grado de blancura 
  • Control del pH del proceso de lavado 
  • Control de incrustaciones en la ropa 
  • Contáctenos

Obsesión por la blancura

Nuestro principal objetivo después de lavar correctamente la ropa es obtener un grado de blancura excelente. Así podemos asegurar que nuestra ropa tiene una presencia y una imagen de blancura espectacular, muestra de limpieza y de pulcritud.

Grado de blanco Berger (óptico)

El grado de blanco que se considera aceptable dentro de la industria tras sucesivos lavados es a partir de 130º Berger, más de 150º se considera excelente. Los valores obtenidos por Bugaderia L’Empordà en nuestros controles periódicos son siempre similares a 160º Berger.

Grado de blanco Ganszgriesser

Esta medición del grado de blanco se utiliza más en países como Alemania o Suiza y establece unos valores correctos entre 185 y 210. El grado de blanco alcanzado en Bugaderia L’Empordà para este parámetro está entre 220 y 235.

Control del pH del proceso de lavado y enjuague

El pH en enjuague y el neutralizado de la ropa es un valor importante a controlar ya que un pH elevado puede provocar irritaciones en la piel mientras que un pH bajo afecta al tejido de algodón.

Control de posibles incrustaciones y durabilidad de la ropa

Realizamos un control de las incrustaciones mediante la cremación de la ropa en un horno de 800º C y la medición de los restos de minerales, cal, etc. Periódicamente medimos el DP o “degree of polimerization” para determinar si la ropa está en un estado correcto o no, midiendo la resistencia a la ruptura.

Back to Top

Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR